Fuentes de alimentación

Motor de combustión interna

El clima empresarial actual tiene poco margen de error, con cadenas de suministro ajustadas para cumplir con plazos agresivos e implacables. La confiabilidad es crítica, y los motores de combustión interna (Internal Combustion Engine, ICE) tienen una tecnología probada para impulsar montacargas en las condiciones de operación más desafiantes, mientras transportan las cargas más pesadas.

Por qué motores de combustión interna

Los montacargas con motor de combustión interna de Yale® están diseñados para ser fáciles de manejar y mantener y para proporcionar una fuente de alimentación confiable, ideal para aplicaciones de varios turnos en exteriores o en interiores altamente ventilados, con un historial probado en entornos de funcionamiento en frío.

  • Fuente de alimentación alta y continua: potencia probada incluso en aplicaciones exigentes de alta capacidad, con total potencia disponible hasta su total agotamiento
  • Infraestructura de abastecimiento de combustible eficiente en el espacio: obtenga el beneficio de la reducción de la inversión inicial y del mayor espacio disponible para operaciones e inventarios críticos
  • Reabastecimiento rápido: reabastezca montacargas de gasolina y diésel como un auto típico, o cambie los tanques de gas natural comprimido y gas LP rápida y fácilmente con operadores certificados, sin requerir mantenimiento adicional con cada llenado
  • No depender de la red eléctrica: evite las altas cargas de la infraestructura eléctrica o abrumar la capacidad disponible

 

Programe una consulta con su distribuidor Yale local o envíenos un correo electrónico a [email protected] para obtener más información acerca de cómo lo podemos ayudar a mejorar sus operaciones con nuestros conocimientos expertos sobre fuerza motriz.